Nazaret, situada en el Distrito Norte de Israel, es la ciudad con mayor población árabe de Israel, con una población calculada en unos 72,500 habitantes, un tercio de los cuales son de creencia cristiana y el resto musulmanes. Segun la tradicion, Nazaret es la cuna de la Cristiandad, la ciudad donde, la biblia nos dice, el ángel Gabriel anunció a María que iba a concebir por obra del Espíritu Santo y el lugar donde Jesús pasó su infancia y su juventud.

 

HAIFA

HAIFA

HAIFA

NAZARETH

Haz click en el icono para ver todos los hoteles disponibles en Nazareth  en Booking.com

UN POCO DE HISTORIA

Nazaret, en la Galilea inferior, está inmersa en el corazón de un valle rodeado de montañas que acoge varios de los lugares cristianos más importantes del mundo. Es una ciudad llena de religión y fe, de espiritualidad y santidad, pero también posee una rica historia, fascinantes restos arqueológicos, cultura moderna y todo el encanto de Oriente Próximo.

 

Nazaret, que comenzó siendo un pequeño pueblo judío hace unos 2.000 años, al cabo de pocos siglos pasó a convertirse en baluarte de la Cristiandad en el periodo bizantino. Durante esa época se hizo célebre en todo el mundo el nombre de Nazaret, y el ansia por ver el lugar donde vivieron la Virgen María y Jesucristo la convirtieron en lugar de peregrinación. Estas visitas dieron paso a la construcción de la primera iglesia de la ciudad, la Iglesia de la Anunciación, en el lugar donde según la tradición se encontraba la casa de José y María. Muchas otras iglesias se irguieron posteriormente en la ciudad, para después ser destruidas y vueltas a levantar bajo las dominaciones musulmana y cristiana a lo largo de los siglos. En el siglo XIX, Nazaret cobró renovado interés, los cristianos volvieron a vivir en ella y reconstruyeron iglesias y monasterios. En la actualidad es la mayor ciudad árabe de Israel y cuenta con cerca de 30 iglesias y monasterios, además de mezquitas y sinagogas antiguas.

 

PERO QUE HAY PARA HACER?

Hacer un recorrido por Nazaret es como revivir sus diversos periodos. Cada época ha dejado un poderoso símbolo que se ha convertido en atractivo y lugar turístico popular en la era moderna. La mayoría de estos lugares se concentran en la Ciudad Vieja, construidos a mediados del siglo XIX con un encantador estilo arquitectónico típico de Oriente Próximo. Pasear por sus calles estrechas de casas pintorescas constituye una experiencia sorprendente, y merece la pena caminar despacio para disfrutar de su belleza. 

Existen numerosas iglesias antiguas en la Ciudad Vieja, entre las que destaca la iglesia de la Anunciación. Ha sido reconstruida y conserva partes de los periodos cruzado y bizantino. Asimismo, alberga una impresionante colección de pintura. 
Justo a su lado se encuentra la Iglesia de San José, levantada sobre ruinas de edificios agrícolas donde, según la tradición, tenía José su taller de carpintería. la iglesia ortodoxa griega de la Anunciación no se encuentra muy lejos, donde, según reza la tradición, éste es el lugar de la sinagoga en el que oró Jesús. 

 

Pero ninguna visita a la Ciudad Vieja de Nazaret sería completa sin conocer el mercado local, donde disfrutará de una fiesta visual de tejidos maravillosos, podrá probar especias y alimentos locales o comprar arte y recuerdos. Allí todos los sonidos, las imágenes, los aromas y los sabores prometen vivir una experiencia verdaderamente genuina de Oriente Próximo.

Y DESPUES?

Nazaret está llena de fascinantes y encantadores rincones que le harán abrir el corazón a su belleza. Otro lugar que merece la pena visitar a pie es el paseo de Nabi Sain para disfrutar de unas maravillosas vistas de Galilea. Podrá también conocer la antigua casa de baños turcos descubierta durante la reforma de uno de los comercios de la ciudad, echar una ojeada a una casa solariega en la que se exhiben las riquezas y los trajes de la clase alta otomana del siglo XIX, con algunos frescos sorprendentes. Otro lugar que merece la pena visitar es la casa del obispo ortodoxo griego, donde podrá recorrer una serie de pasadizos subterráneos descubiertos en el patio. Igualmente, es interesante conocer el complejo construido por los rusos como hospedería para peregrinos.

 

Nazaret, que lleva siglos acogiendo a peregrinos, dispone de hospederías cristianas para comodidad de los turistas que acuden a este importante lugar, especialmente cuando se acerca la Navidad. Numerosos restaurantes sirven deliciosos platos con maravillosos aromas que atraen a los visitantes todo el año. Nazaret es extraordinaria en Navidad, cuando la ciudad está decorada para conmemorar esa festividad, y sus colores y su animación se unen a la atmósfera de santidad y al sonido de las oraciones que salen de sus iglesias.